5 detalles imprescindibles para crear ambientes acogedores

ambientes acogedores cabecera

Aunque la primavera está a la vuelta de la esquina, parece que lo que ha llegado por fin es el invierno: nevadas, bajas temperaturas, lluvia… En situaciones así la necesidad de llegar a casa y encontrarse con un ambiente cálido y acogedor se convierte en algo de primera necesidad. Pero quizá tu casa tiene un look más minimalista o sobrio y no sabes cómo conseguir ese toque cozy tan invernal y distintivo que se ve en las revistas. En realidad, la clave está en muy pocos elementos seleccionados con propósito. Hoy desvelamos cuáles son esos 5 detalles imprescindibles que necesitas conocer para crear ambientes acogedores y no morir en el intento.

1. Ambientes acogedores: cojines

Uno de los detalles que con más efectividad convierte en acogedor un ambiente que no lo era son los cojines. Y es que no hay nada más cálido y entrañable que la posibilidad de acurrucarse en un sofá o en una cama y rodearse de cojines mullidos y agradables al tacto. Escoge materiales naturales y de textura suave para las fundas, como hilo, lino o seda, y apuesta por tejidos raw como la tela de saco para cojines más decorativos.

cojines_1 cojines_2 cojines_3

cojines_4 cojines_5 cojines_6

2. Ambientes acogedores: alfombras

El segundo secreto a la hora de crear un ambiente cozy es cubrir el suelo con una alfombra cálida (y a poder ser algo mullida) que permita descalzarse y tocar el suelo con los pies sin sentir frío ni la dureza del suelo. Poder caminar sobre una alfombra es media vida en invierno; si esa alfombra además está en el salón de tu casa o en tu dormitorio, no desearás más que pisarla y hacer vida sobre ella cada vez que regreses.

alfombras_1 alfombras_2 alfombras_3

alfombras_4 alfombras_5 alfombras_6

3. Ambientes acogedores: mantas y textiles

Si fuera hace frío, qué mejor para entrar en calor que una deliciosa manta, textil o muselina que nos abrigue las manos y los pies. En invierno, lo mejor es apostar por textiles de punto grueso, ganchillo o trapillo elaborados con materiales que abriguen. Y no descartes los textiles como aderezo de exteriores: no hay nada más cozy que disfrutar de un té caliente bajo una mantita en el jardín con la mejor compañía.

mantas_textiles_1 mantas_textiles_2 mantas_textiles_3 mantas_textiles_4 mantas_textiles_5

 4. Ambientes acogedores: detalle rústico

En toda decoración acogedora no puede faltar al menos un detalle rústico, ese elemento de la decoración que nos transporta de inmediato a una cabaña en la nieve o a una casita en un florido valle campestre. Ya sea un montón de leña estratégicamente situado, una chimenea, un set de cestas de mimbre, una damajuana antigua, un ramo de flores secas o silvestres… Escoge tu toque rústico, aplícalo y sorpréndete al ver cómo tu casa se vuelve mucho más acogedora con apenas esfuerzo.

rustico_1 rustico_2 rustico_3 rustico_4 rustico_5 rustico_6

5. Ambientes acogedores: pieza vintage

Y ya para terminar, la guinda que lo completa todo: una pieza vintage de aire rústico que le dé a tu ambiente autenticidad, heritage y vivencias. Escógela preferentemente de madera envejecida o de otro material natural capaz de acumular historia. No hace falta que compres una pieza enorme: con un taburete, una silla o un baúl es más que suficiente, aunque con un aparador o una mesa el ambiente se verá más completo –y también más acogedor.

pieza_vintage_1 pieza_vintage_2 pieza_vintage_3 pieza_vintage_4 pieza_vintage_5

Imágenes | Haciendo clic en cada imagen podrás acceder a su fuente.
Foto de cabecera | Fotolia.

Ideas para decorar con latas vintage

Fotolia 47209391 Subscription Monthly M

En DueHome sabemos que lo vintage está de moda y a la vez estamos convencidos de que reutilizar es mejor que tirar, así que hoy os traemos varias ideas para reutilizar latas antiguas como objetos decorativos en varios rincones de la casa. Con estas ideas para decorar con latas vintage conseguiréis darle una nueva vida –y carácter– a objetos viejos, a la vez que le aportáis un toque genuino a vuestra decoración. Hay mil maneras de decorar con latas vintage, ¡sólo tenéis que dejar volar la imaginación!

1. Decorar con latas vintage: maceteros para plantas aromáticas

Una preciosa manera de decorar con latas vintage nuestra casa –y sobre todo nuestra cocina– es utilizándolas como macetas para plantas aromáticas. Hay muchas posibilidades decorativas a valorar, no una sola manera de usarlas. Una buena idea es agruparlas en diferentes formatos y colores y colgarlas o exponerlas en marcos de ventanas o puertas. Queda monísimo y además tendréis siempre a mano un montón de especias para cocinar.

planta-en-lata-vintage latas-recicladas-vintage bec45705a060a02b0911c81a550824c0 90130076eac79591a787b6c95da06f0c 4044f6b7fa39dde53df760d2a35d11b5

2. Decorar con latas vintage: almacenaje

Otra buena manera de reutilizar latas vintage y que además se vean como un accesorio de decoración es utilizarlas como recurso de almacenaje para guardar lápices, herramientas, cubiertos y otras muchas cosas. En la cocina quedarán genial si en ellas guardáis cucharas de madera; en vuestro taller de manualidades podréis guardar en ellas las tijeras o los lápices de colores; y en la mesa podréis usarlas para poner a disposición de los comensales el azúcar, la sal o los palillos. Colgarlas en la pared para organizar utensilios y herramientas varias –como por ejemplo pinturas– es también otra de las estupendas posibilidades que ofrecen estas latas. ¡Mirad qué bien quedan!

0fb567480f2f6ae372f2e4b32dd2c803 4586183_284854_Utensils1 44980396d9fc4fd6c11c7b9605ee7e91 b26bf612ab52d47b38c549e00bbfcac3 reciclar-latas-vintage vintage-can-labels_papier-valise

3. Decorar con latas vintage: floreros o centros de mesa

Otra manera de decorar con latas vintage es utilizarlas como improvisados floreros con flores silvestres o coloristas para que se conviertan en centros de mesa o adornen rincones escondidos. Para evitar que las latas se deterioren con el agua, introducid dentro de ellas un bote de cristal y así conseguiréis protegerlas y evitar que se oxiden con el uso. Una idea diferente y con aire juvenil para decorar con plantas y flores durante los meses de más calor.

d latasvintage-v81 Nueva-carpeta reciclar-latas-vintage1 rosas-en-lata-vintage seleccion2 soup-can-flowers una-boda-original-3

4. Decorar con latas vintage: velas

La fabricación de velas es un arte, pero incluso un principiante puede hacer una vela básica y ricamente perfumada sin tener un conocimiento muy exhaustivo de la técnica. Y si no os atrevéis a fabricarla, siempre podéis comprarla. La originalidad estriba aquí en cómo se presenta la vela: ¿qué os parece sustituir el clásico vaso o plato de cerámica por una bonita lata vintage para llenar vuestra casa con el agradable aroma de una vela perfumada?

4dd046662ee5b2c127783f3b171a6ce2 637264c79c401c2e8ba5beee235fd915 c40512200505f1b5319747d13210acc9 ef8359516b1ca9c6986fcff23da2d230 picture-53

5. Decorar con latas vintage: lámparas

Una de las maneras más ingeniosas de decorar con latas vintage es convertirlas en lámparas, perfectas para la decoración de la cocina pero también muy acertadas sobre aparadores y mesas auxiliares. Sólo necesitáis la base de una lámpara vieja y una lata vintage que actúe como pantalla de la lámpara. Al colocar la luz dentro de una lata, la iluminación que ofrece es focalizada, por eso creemos que es ideal para concentrar la luz sobre una superficie. ¡Echad un vistazo a estas ideas y pensad cómo os gustaría que fuera la vuestra!

5-diseños-de-lamparas-con-latas-que-amaras-5 43616e66cbcd82b49c19b6380e274547 f1cb5b9be7e623e23f06f4f6d3d2c8a4 lamparas-latas-recicladas tn_lata1

¿Qué os han parecido estas fantásticas maneras de alargar la vida de latas antiguas? Seguro que ya no volvéis a despreciar ninguna lata envejecida. Venga, ¡todos a decorar con latas vintage!

Imágenes | Clicando en cada imagen podréis acceder a su fuente.
Foto de cabecera | Fotolia.

Tutorial DIY: cómo transferir una foto a un lienzo

tutorial diy transferir foto lienzo cabecera

El tutorial DIY que os traemos hoy es de esos que os va a sorprender por lo sencillo que es y lo bonito que queda, especialmente si os gustan los acabados vintage o envejecidos en vuestros muebles y accesorios de decoración. Se trata de una técnica que nos va a permitir transferir una foto a un lienzo, para que podamos utilizar nuestras imágenes preferidas para decorar nuestra casa con encanto. Al tratarse de una técnica artesanal, la imagen final presenta un acabado imperfecto y envejecido, detalle que le otorga al lienzo un aire único e intransferible que a nosotros nos encanta.

tutorial_diy_transferir_foto_lienzo_1

Este tutorial DIY procede del blog A Beautiful Mess, el blog de estilo de vida femenino centrado en lo casero y lo artesanal de las hermanas Elsie y Emma Chapman. En este fantástico blog encontraréis un montón de tutoriales DIY, propuestas de estilo y outfits, recetas, ideas y recomendaciones fotográficas y decorativas, y mucho más, así que si aún no lo seguís no dudéis en hacerlo. Por cierto, podéis encontrar el tutorial original en inglés aquí y un segundo post en el que las hermanas responden a dudas y preguntas de los usuarios que han intentado hacer el tutorial aquí. Todas las imágenes utilizadas en este post pertenecen a The Beautiful Mess.

tutorial_diy_transferir_foto_lienzo_4

Material

  • Lienzo firme; en el tutorial original escogen un tamaño de 8 x 10.
  • Gel de espesor medio; en el tutorial original apuestan por el Gel Medium de Liquitex.
  • Pincel de pintura de tamaño medio.
  • Un pequeño vaporizador lleno de agua.
  • La foto que queréis transferir impresa en láser sobre un papel.

Tips y aclaraciones previas

Ten en cuenta que tu imagen se transferirá invertida, como en un espejo. Puedes transferir una imagen en blanco y negro o en color; en el tutorial original la escogen en blanco y negro porque proporciona un look & feel más vintage.

Es importante que la imagen esté impresa sobre un papel de impresora normal y corriente y no sobre papel fotográfico, porque como veréis a continuación en un momento dado hay que remover ese papel del lienzo frotando con cuidado, y el papel fotográfico no permite llevar a cabo esta operación.

tutorial_diy_transferir_foto_lienzo_6

Por otro lado, el método de impresión que parece funcionar mejor para el proyecto es el láser, un método ofrecido por cualquier copistería, aunque dado el caso también podéis utilizar una impresora de inyección de tinta (Inkjet). El resultado no será tan bueno como con el láser, pero sí aceptable.

tutorial_diy_transferir_foto_lienzo_5

Pasos

Pasos 1 y 2: aplica una capa gruesa de gel sobre el lienzo, cubriéndolo completamente.

tutorial_diy_transferir_foto_lienzo_2_1Pasos 3 y 4: presiona la foto sobre el lienzo y deja que se seque durante varias horas o durante toda la noche. Una vez que la imagen ya se ha secado, humedece el papel con el vaporizador de agua.

tutorial_diy_transferir_foto_lienzo_2_2

Pasos 5 y 6: frota la superficie del papel humedecido con los dedos, empezarán a desprenderse trozos de papel. Ten cuidado al frotar, si frotas demasiado fuerte puedes arrancar sin querer la foto transferida. Sigue frotando con cuidado hasta que todo el papel se haya desprendido. Entonces aplica una última capa de gel sobre la imagen para fijarla y protegerla, y déjalo secar.

tutorial_diy_transferir_foto_lienzo_2_3

Et voilà! Al terminar deberías tener algo así entre manos: una preciosa fotografía con pequeñas imperfecciones en los bordes y en el mismo lienzo, pero perfectamente transferida y reconocible.

tutorial_diy_transferir_foto_lienzo_3¿Qué os ha parecido este bonito tutorial de A Beautiful Mess? ¿O quizá a vosotros os gustan más las técnicas que permiten envejecer muebles? Sea como sea, os dejamos proseguir con vuestra semana, para muchos la última antes de las vacaciones. ¡Que tengáis un feliz miércoles!

Imágenes | A Beautiful Mess, Fotolia.

Tutorial DIY: cómo envejecer muebles con pintura

envejecer mueble cabecera

Lo sabemos. Sabemos que te mueres por tener en tu casa una pieza única que refleje tu personalidad, un mueble con acabado antiguo que le dé un aire vintage y muy especial a tu decoración. Pero también sabemos que buscas y buscas y nunca das con esa pieza –especial, increíble, diferente – de mobiliario. Así que se nos ha ocurrido proponerte: ¿por qué no la creas tú? Con el sencillo tutorial DIY para envejecer muebles con pintura que hoy te traemos desde el fantástico blog Movita Beaucoup es muy fácil conseguirlo. Ya verás, échale un vistazo a los pasos… ¡Seguro que te animas!

El tutorial de Rachael de Movita Beaucoup ha sido concebido para utilizar un mueble nuevo como base del proyecto. Es decir, un mueble prefabricado, perfectamente construido y lacado. Todos los consejos e instrucciones que se proporcionan en este post se basan en la premisa de que utilizas como base un mueble de este tipo. Además, ten en cuenta que el resultado que obtendrás será el de un envejecido ligero, es decir, un mueble para decorar con estilo vintage romántico y no una antigüedad. Para conseguir un mueble con acabado ligeramente envejecido utilizando pintura sólo tienes que seguir los siguientes pasos:

Paso 1: Lijar

Utiliza una lija fina o media para lijar el mueble. Puedes usar una lija manual o una mecánica. Lo ideal es lijar toda la pintura hasta la madera, pero si utilizas un mueble nuevo para el proyecto seguramente no podrás. El objetivo aquí es jugar con las asperezas de la superficie para obtener el look rústico que estamos buscando. Lija siguiendo el grano de la madera, así obtendrás un acabado envejecido.

lijar_mueble

Una vez termines de lijar, elimina los restos de polvo con un trapo húmedo o incluso con un pequeño aspirador para que no quede nada de suciedad en las esquinas y recovecos.

Paso 2: Imprimación

La imprimación no es otra cosa que poner una primera capa de una pintura especial que hace de base, cerrando el poro de la pintura para que no absorba demasiada pintura y homogeneizando la superficie. Deja un tiempo adecuado para el secado de esta base, ya que sirve para proteger el mueble.

imprimacion

Paso 3: Primera capa

Si utilizas un mueble nuevo, seguramente no habrás podido lijar hasta la madera, así que tu primera capa de pintura debería ser una pintura que simulara el color de la madera (tipo marrón oscuro). Dicho de otro modo, en este paso falseamos un fondo de madera aplicando dos capas de esta pintura marrón.

primera_capa

Paso 4: Encerar

Una vez se haya secado esta primera capa de pintura marrón, utiliza una vela normal y corriente para encerar las zonas que quieres que se vean desgastadas. Con la vela, debes frotar en aristas, bases de patas, esquinas, pomos de puertas y en general en todas las zonas en las que luego querrás que se vea la “madera” simulando un acabado envejecido por el uso.

encerar

Cuando termines de encerar, te quedarán restos de cera en el mueble. Deberás retirar los trozos de cera sobrantes con un pincel de pintura, con cuidado para no eliminar sin querer toda la capa de cera que acabas de poner.

Paso 5: Pintar

Es la hora de la verdad: en este paso le vas a dar el mueble el color final que quieres que se vea. En el tutorial original escogen un tono blanco, pero puede ser cualquier color: rosa, azul, verde…

mueble_envejecido_azul mueble_envejecido_verde

Escoge una pintura de alta cobertura y aplica tres capas finas de pintura en este paso. Es importante que sean tres capas finas –no una sola capa pero más gruesa –, porque obtendrás un acabado más fino y uniforme.

Paso 6: Quitar la cera

Cuando las 3 capas de pintura cubriente se hayan secado, es hora de retirar la cera que hemos aplicado antes. Ayúdate de un chuchillo con punta redonda y ve retirando la cera en las zonas en las que la hayas aplicado. Verás que la primera capa de pintura marrón –la “madera”– queda a la vista. En este paso es muy importante ir con cuidado para no retirar sin querer la pintura hasta la base.

quitar_la_cera_1

A continuación, elimina los restos de pintura suavemente con una lija, que pasarás solamente por los sitios donde queda expuesta la pintura marrón –la “madera” –.

quitar_la_cera_2

Paso 7: Envejécelo aún más

Este paso es opcional, pero a nosotros nos encanta. Si quieres darle al mueble un matiz realmente antique, te recomendamos hacer una mezcla consistente en tres partes de agua y una parte de pintura marrón –la “madera”– y aplicarla en las zonas donde hay desgastado de la siguiente manera: aplícala suavemente con una esponja o con un aplicador en espuma e inmediatamente retírala con un trapo de fibra –que no deje hilillos–.

envejecer_1

La superficie quedará como “manchada” de un tono amarillento, afianzando y potenciando aún más el “efecto desgaste”. Hazlo en repetidas ocasiones y juega un poco, si te sabe a poco puedes aplicar más o una segunda capa. ¡No te cortes!

envejecer_2

Paso 8: Proteger

Tras dejar reposar el mueble al menos 48h tras el último paso, es hora de aplicar un barniz protector al mueble. En el tutorial de Movita Beaucoup recomiendan hacerlo con una esponja o un rodillo, en definitiva una herramienta que evite dejar marcas de cerdas de pincel. Pero si usas pincel, asegúrate de no regodearte demasiado en la aplicación para que no queden esas marcas. Algo muy importante: no agites la lata de producto antes de usarla, ya que de lo contrario te quedará el barniz con burbujas. Si todo ha ido bien, el resultado final debería ser este:

resultado_final

Y eso es todo, amigos: con este sencillo tutorial DIY por fin podréis disponer de un mueble antiguo en casa, hecho por vosotros mismos y utilizando si es necesario cualquier mueble que tengáis a mano. ¡Esperamos que os animéis a probarlo! Por cierto, aquí tenéis más tutoriales DIY en decoración para probar.

¡Que tengáis una feliz semana!

Imágenes | Clicando en cada imagen podréis acceder a su fuente original.