El diseño wabi-sabi, una tendencia deco que arrasa

Hace un año todo giraba alrededor del Hygge, la tendencia nórdica que gira alrededor de construir entornos simples y confortables. Pero en 2018 y 2019, es el wabi-sabi quien se lleva el protagonismo. Y si aún no sabes qué es, hoy vamos a descubrirte en qué consiste esta tendencia deco que te va a enamorar.

¿Qué es el wabi-sabi?

foto-1-OK

El wabi-sabi no es algo nuevo: tiene su origen en Japón nada menos que en el siglo XV, y surgió como reacción a un estilo decorativo basado en el barroquismo ornamental y en el uso de materiales raros y sofisticados.

El wabi-sabi abogaba por el uso de materiales naturales y simples, por la autenticidad y sobre todo por el ensalzamiento de las imperfecciones. Este último es, de hecho, el rasgo más característico del wabi-sabi, cuya filosofía de vida está muy en línea con la aceptación de la vida tal y como es, considerando sus imperfecciones como bendiciones únicas.

El wabi-sabi como estilo decorativo

Llegados a este punto, te preguntarás: ¿qué características tiene el wabi-sabi como estilo decorativo? ¿En qué se diferencia del Hygge o del estilo nórdico? Pues aquí van sus 3 características principales.

#1 – Uso de materiales naturales

Dado que todo en el wabi-sabi gira alrededor del concepto de la autenticidad, lo más lógico es que apliques en tu decoración materiales naturales verdaderos.

foto-4-OK

Evita si puedes las copias o imitaciones que sean muy evidentes, e integra en tu decoración madera de verdad, terracota, cerámica, piedra… Materiales que tengan textura y que hablen por sí solos, que estén vivos.

Por supuesto, puedes adaptar este principio a las características del estilo decorativo principal de tu casa o el estilo que más te guste.

Si tu casa está decorada con un estilo nórdico, la elección de materiales naturales se basará mucho en acabados de madera de color claro. En cambio, si tu estilo es más mediterráneo, lo lógico es que en tu casa abunden elementos de cerámica y terracota.

foto-6-OK

#2 – Simplicidad

El wabi sabi huye de la ornamentación gratuita. Y por este motivo, todos los elementos que uses en una estancia además de decorativos deben ser funcionales.

foto-2-OK

Así que asegúrate de que todo lo que hay en tu casa tiene una función concreta y no está allí de manera aleatoria o sin servir a ningún propósito.

Construye tus estancias poniendo el foco en el mobiliario funcional principal, y también asegúrate de incluir en tus ambientes muchos espacios vacíos, que dejen circular el aire y den un respiro a la mente.

foto-5-OK

La característica clave del wabi-sabi es precisamente el ensalzamiento de las imperfecciones. Las rugosidades, las superficies imperfectas, las arrugas, las cicatrices en la cerámica… Todo ello resulta increíblemente interesante y bello en el mundo decorativo del wabi-sabi, así que reserva a este tipo de piezas un lugar protagonista en tus estancias.

foto-3-OK

En el wabi-sabi no se trata de conseguir un acabado que parezca profesional, sino de darle personalidad y autenticidad a tus ambientes a través de las pequeñas imperfecciones que tu propia personalidad les pueda aportar. En el wabi-sabi las imperfecciones son bonitas, ¡no trates de taparlas!

foto-7-OK

Y tú, ¿conocías el wabi-sabi? ¿Te ha parecido interesante esa tendencia deco? ¿Te vas a animar a aplicarla en tu casa este invierno? Si es así, muéstranos cómo queda en Instagram con el hashtag #DueHomes, ¡compartiremos tus imágenes con nuestra comunidad!

Imágenes | Haciendo clic en cada imagen podrás acceder a su fuente.

Foto de portada | Instagram.