Ideas creativas para poner la mesa y que quede de infarto (1)

A los que nos encanta montar saraos en casa, nos encanta con todas las letras. Y es que pocas cosas hay más emocionantes que disponerlo todo para juntar a amigos y familiares alrededor de una mesa bien puesta. Pero después de unas cuantas veces siendo anfitriones de comidas y cenas, ya no es tan fácil sorprender a nuestros invitados o a nosotros mismos.

¿Sientes que ya no se te ocurren ideas creativas para poner la mesa y que a todos les dé un infarto de lo bonita que queda? Pues la serie que iniciamos hoy es para ti, porque en ella hemos recopilado unas cuantas ideas geniales y diferentes que harán que tus mesas vuelvan a ser una leyenda.

Toma nota y aprópiate de ellas para tenerlas de comodín en tu fondo de armario mental.

Dos perspectivas diferentes de la misma mesa, decorada deliciosamente con la mezcla perfecta entre colores vivaces, ácidos y llenos de vitalidad y colores más neutros que actúan como elemento conciliador.

Aquí el elemento original es el camino de mesa en crochet, que sirve como bandeja de presentación de un centro súper ecléctico y original elaborado a base de suculentas, cactus, flores primaverales en amarillo, naranja, rojo y rosa, y hasta cuencos con pomelos abiertos. La vajilla en azul y terracota no podría ser más acertada.

Una idea explosiva y llena de color ideal para la primavera y el verano, que tanto te sirve para mesas infantiles como para mesas de adultos.

Con una combinación cromática ultra-trabajada –lila, rosa, naranja y amarillo en los platos, menta, rosa y amarillo en los cubiertos–, esta mesa consigue despertar de un vistazo un sentimiento festivo casi incontenible.

Fíjate que los elementos decorativos –como las mimosas, las flores y el mantel– e incluso la comida –no te pierdas los granos de granada– combinan perfectamente con la vajilla. ¡Una propuesta magistral!

Esta idea nos encanta porque se atreve a emplear como planta decorativa una especie que normalmente se relega a planta de segunda categoría: los cactus. Y no cualquier cactus, ¡sino los de gran tamaño!

¿Cómo consiguen que funcione esta idea? Pues bien, la clave está en suavizar el carácter agresivo de esta planta mediante el resto de elementos.

No es casual que las macetas sean rosas de cabo a rabo: hasta la arena en su interior es rosa, y los cactus están rematados con florecillas de este color. Tampoco lo es que el rosa tenga un peso importante en el setting general: fíjate que está presente sobre la vajilla, en las servilletas y en el estampado del camino de mesa.

También funciona muy bien el hecho de que los cactus sean el único elemento vegetal decorativo. Así consiguen el máximo protagonismo sin resultar demasiado agresivos por comparación. ¡Todo un acierto!

Esta idea para decorar la mesa en el Día de Acción de Gracias es muy discreta, pero no por ello menos original. Y es que en esta celebración es difícil encontrar el equilibrio entre las ganas de llenarlo todo de calabazas, piñas y otros elementos otoñales y la necesidad de poner una mesa que resulte armónica para los sentidos y no excesivamente llena.

En esta propuesta lo consiguen a la perfección empleando únicamente unas pocas calabazas de pequeño tamaño pintadas de color dorado y crema. Esta combinación de colores resulta lo suficientemente festiva y a la vez lo suficientemente elegante como para encontrar un perfecto equilibrio, que se completa con la cubertería también dorada.

La nota de color la ponen las flores de color fucsia, que si te fijas ligan perfectamente con el color de las servilletas. Como colores de fondo que lo enlazan todo, verde y rosa chicle. Una idea muy bien pensada que da como resultado un “menos es más” que funciona de manera incuestionable.

En esta propuesta los elementos clave son la vajilla de fondo y la cubertería vintage, que potencian el efecto de ambiente antiguo y que ligan los platos con otros elementos decorativos, como las flores.

Y es que el tono dorado oscuro de la vajilla de fondo está en la misma gama que el anaranjado de las flores. El rosa Millennial de los platos, por su parte, no deja de potenciar la misma sensación de ambiente vintage, mientras que el verde del mantel, como buen complementario, potencia lo mejor del resto de colores.

¿Qué te han parecido estas ideas creativas para poner la mesa? ¿Te han gustado tanto como a nosotros? No te pierdas el siguiente post, en el que compartiremos contigo más ideas creativas para que tus mesas quiten literalmente el hipo. ¡Hasta la próxima!

Imágenes | Haciendo click en cada imagen podrás acceder a su fuente.

Foto de cabecera | Pizzazzerie.