Historia del mueble

Historia del mueble: el antiguo Egipto (2)

Hace unos días estrenábamos sección en el blog, iniciando una historia del mueble que intentará explicar de forma amena pero rigurosa la evolución del mobiliario desde el antiguo Egipto hasta nuestros días. Y es que se puede considerar que el nacimiento del mueble tuvo lugar en Egipto, civilización en la que los objetos cotidianos empleados en el hogar alcanzan un nivel de sofisticación y variedad nunca visto hasta entonces. Esta civilización, que existió unos 3.000 años antes del inicio de nuestra era, produjo una riqueza de mobiliario sorprendente incluso a día de hoy.

La variedad del mobiliario egipcio: las sillas

El mobiliario egipcio se caracterizaba, entre otras cosas, por ofrecer muchísimas opciones dentro de cada tipo de mueble. Por ejemplo, existió una gran variedad de sillas, la más importante de las cuales fue la silla de tijera, un diseño que aparece en todas y cada una de las civilizaciones posteriores y que ha perdurado hasta nuestros días. Así que lleva entre nosotros… ¡la friolera de 5.000 años!

silla_tijera

De la silla de tijera deriva otra más completa y sofisticada, con el respaldo más alto y en el cual se ponía, como en el asiento, un mullido almohadón. Ambas sillas presentaban la ornamentación propia de los muebles que entraban en contacto con el cuerpo humano: los motivos animales.

Esta segunda silla fue evolucionando hasta dar lugar a un tipo de silla con las patas en forma rectangular, imitando a la perfección las patas del animal que pretendían representar y, lo más importante, presentando un asiento totalmente cóncavo sobre el que se situaba el almohadón, seguramente con la idea de mejorar su ergonomía.

silla_tutankamon

Finalmente, hubo un último tipo de silla con respaldo y brazos, precursora de los actuales sillones. Este tipo de silla es la más elaborada y suntuosa de todas, y se encuentra en los palacios reales. Toda ella está llena de preciosos adornos y filigranas tallados en la madera del respaldo, los lados y las patas.

La variedad del mobiliario egipcio: las camas

Pese a que se sabe que ya en la antigua Mesopotamia se usaban las camas, no fue hasta Egipto que éstas alcanzaron una cierta sofisticación, sin dejar de ser muy sencillas. Fue también una de las primeras veces en la historia que se usó algo parecido a una almohada: el reposacabezas, que era portátil y se llamaba uol. El uol solía ser de madera, aunque en ocasiones también se presentaba elaborado en alabastro o barro. A veces se forraba con lino para suavizar el contacto con la cabeza y el rostro, y su objetivo era preservar el peinado del durmiente, de ahí su altura y dureza.

uol_reposacabezas

La típica cama egipcia para dormir se llamaba angarib y presentaba un sencillo entretejido de correas vegetales sostenido por bastidores rectangulares sobre el que los egipcios situaban un colchón. También se sabe que los baldaquinos eran una estructura ya utilizada por los egipcios que, en ocasiones, elevaba la altura de la cama hasta tal punto que no podía accederse a ella más que mediante un taburete o una pequeña escalera.

cama_egipcia

Pero no era este el único tipo de cama del que tenemos constancia en Egipto, y es que los egipcios ya tenían divanes, a los que denominaban “lechos de reposo”. Estas chaise-longues primitivas eran camas más cortas y bajas que las camas normales, y los adornos animales estaban mucho más intensificados, añadiendo cabeza y cola a unas patas ya detalladamente trabajadas. También en los divanes se usaban los uol para apoyar la cabeza.

La variedad del mobiliario egipcio: las mesas y el almacenaje

Las mesas en el antiguo Egipto solían ser pequeñas y bajas, y las mesas redondas en forma de flor eran las más apreciadas, aunque no las únicas. Y es que a los egipcios no se les ocurrió nunca construir grandes mesas para toda la familia o para grandes banquetes, sino que comían solos o como mucho en grupos de dos y utilizaban para ello mesas pequeñas. La ornamentación que acompañaba a estas mesas era la misma que para las sillas –los motivos animales–, y es conocida la afición por los juegos de mesa de los egipcios, así que en muchas ocasiones las mesitas se utilizaban para este fin.

mesa_antiguo_egiptomesa_egipcia_juegos

En cuanto a las cajas, baúles y arcones, solían estar elaborados en madera y eran bastante sencillos. En su mayoría, no se tallaban sino que se pintaban con adornos geométricos y elementos de la arquitectura civil, como doseles o columnas. Como variante de los arcones, encontramos también los muebles con cajones, en los que solían guardarse las vestimentas, mientras que en los baúles y los arcones los egipcios almacenaban sus objetos de aseo y belleza, así como sus productos de cosmética y maquillaje.

arcon_egipcio

Arcón de marfil encontrado en la tumba de Tutankamón

¿Qué os ha parecido la variedad de mobiliario que había en el antiguo Egipto? A nosotros nos ha dejado con la boca abierta. Durante el mes de septiembre publicaremos un nuevo post sobre la historia del mueble en Egipto, que esperamos que estéis disfrutando tanto como nosotros. ¡Feliz vuelta al cole!

Fuentes | Wikipedia, Egiptomaníacos, Muebles Vitale.
Imágenes | Clicando en cada imagen podréis acceder a su fuente, excepto la imagen de cabecera que es de Expreso Viajes.

¿Quieres saber más sobre el antiguo Egipto?

Historia del mueble: el antiguo Egipto (1)

Hoy en día estamos acostumbrados a disponer de toda clase de mesas, sillas, camas, sofás y sillones para decorar nuestras casas y lugares de trabajo. Pero el mueble no ha estado siempre ahí: en un momento dado, fue creado por el hombre, como lo fue la rueda, las tijeras o la imprenta. Con el objetivo de acercaros un poco más la fascinante historia del mueble, hoy iniciamos una serie de posts que nos van a llevar a explorar la evolución del mobiliario desde el antiguo Egipto hasta nuestros días.

El descubrimiento de los primeros muebles

El año 1925 fue un año importante en la historia del mueble. Y es que ese mismo año tuvieron lugar dos descubrimientos clave. Por un lado, el equipo del antropólogo George Andrew Reisner descubrió, junto a la Gran Pirámide de Guiza –la del faraón Keops – una tumba menor atribuida a su madre Hetepheres I, quien reinó en el siglo XXVI a. C. En esta tumba se encontró –entre otras cosas – un precioso sillón tallado, bautizado por sus descubridores como la silla de Hetepheres, uno de los muebles más antiguos que se conocen.

silla_hetepheres

Silla de Hetepheres

El respaldo de la silla de Hetepheres, realizado a partir de una pieza de madera rectangular, incluía en su parte exterior un gran número de virguerías y filigranas talladas sobre la madera de manera ornamental, lo que la convirtió en uno de los muebles más valiosos hallados durante la excavación. Además de la famosa silla, el equipo de Reisner encontró una segunda silla, un dosel, una cama con su característico reposacabezas y una silla de manos, que se cuentan todos ellos entre los primeros muebles conocidos por la humanidad.

cama_hetepheres

Cama de Hetepheres

Ese mismo año, el arqueólogo inglés Howard Carter descubrió la famosa tumba de Tutankamón (S. XIV a. C.), la mejor conservada del Valle de los Reyes. En esta tumba se encontró una gran cantidad de mobiliario en perfecto estado de conservación que permitió conocer con detalle las técnicas, tipos de ornamentación, diseños y materiales que utilizaban los egipcios para crear muebles. En general, en este hallazgo predominaron los muebles elaborados en madera revestida de oro y ricamente tallados con figuras, adornos y filigranas, como muestra el trono de Tutankamón.

trono_tutankamon

Trono de Tutankamón

El mueble en el antiguo Egipto

Para comprender el mobiliario en el antiguo Egipto es necesario comprender la visión del mundo de los egipcios. En el antiguo Egipto, el pensamiento estaba muy imbuido por lo religioso, y en consecuencia la artesanía tendía a mostrar gusto por la perfección y la armonía. Se muestra al hombre en escenas en las que está en equilibrio con la naturaleza y con el resto de la sociedad. El trabajo del artista y del artesano se consideraba “divino” porque tenía que ver con la creación y la construcción, tareas propias de las deidades; y al artista se lo consideraba un escriba, con lo cual todo arte tenía un significado, aportaba información y traslucía enseñanzas morales.

Los materiales de los muebles egipcios

tutankamon

La elección de los materiales no escapaba a esta cosmovisión religiosa. Por ejemplo, se creía que el oro, muy presente en el mobiliario real, tenía propiedades inmortales y estaba asimilado a Ra, el dios sol, como símbolo de vida eterna. La plata, por su parte, se identificaba con la luna, y a menudo se presentaba en aleación con el oro en una composición que en la época romana se bautizó como ‘electrum’. Entre los materiales más utilizados en mobiliario encontramos el hierro, el gres, el alabastro o la turquesa, entre otros.

aleacion_oro_y_plata

‘Electrum’ o aleación de oro y plata

sandalias_egipcias

Sandalias egipcias de oro

Pero si había un material destacado en la producción de muebles en el antiguo Egipcio, este era la madera. Debido a la gran sequedad y a las altas temperaturas, la madera es un recurso escaso en el Egipto actual, pero en aquella época era común que en las orillas del Nilo crecieran abundantes arboledas de álamos, acacias o tamariscos. La madera obtenida de estos árboles se empleaba para muebles corrientes destinados al pueblo; los reyes, por su parte, importaban ricas maderas de cedro y pino desde Oriente Medio y ébano africano desde el corazón de África. Estas tres maderas –cedro, pino y ébano – son las más presentes en los ajuares funerarios de los reyes ya que, en su tiempo, fueron las maderas más preciadas por los egipcios.

silla_de_tutankamon

Una de las sillas de la tumba de Tutankamón

Las técnicas de ensamblaje y conservación

Los ebanistas y artesanos egipcios no utilizaban clavos; por el contrario, eran maestros del ensamblaje mediante recursos tales como falcas de madera más dura que el mueble en sí, colas de animales y vegetales, o espinas. Se sabe también que los antiguos egipcios utilizaban barniz para conservar mejor su mobiliario. Los primeros barnices se fabricaban a partir de óleo de cedro y, posteriormente, los egipcios pasaron a utilizar la goma arábiga, extraída de la acacia, para tal fin. Pero aún a día de hoy la composición exacta de estos barnices se desconoce.

La ornamentación

detalle_trono_tutankamon

Detalle del trono de Tutankamón

A grandes trazos, en el antiguo Egipto se distingue entre dos tipos de muebles: los que están destinados a tener contacto con el cuerpo humano –como sillas, camas, mesas, etc. – y los destinados al almacenaje o a utilizarse como soporte de otros objetos. En los primeros suelen aparecer elementos ornamentales animales, como alas de pájaro, cabezas de león o patas de pato, mientras que en los segundos se utilizan de manera ornamental elementos de la arquitectura civil y religiosa, como frisos, columnas o dinteles esculpidos en la propia madera o pintados.

baul_antiguo_egipto

Esperamos que os haya gustado la primera entrega de nuestra historia del mueble, centrada en el antiguo Egipto. Nos os perdáis los próximos posts, en los que repasaremos la complejidad alcanzada por los muebles egipcios y la variedad de mobiliario que había en la época, y os contaremos cómo era el mobiliario de un hogar egipcio cualquiera.

Fuentes | Wikipedia, Egiptomaníacos.
Imágenes | Clicando en cada imagen podréis acceder a su fuente original, excepto la imagen de cabecera que es de Terranova.

¿Quieres saber más sobre el antiguo Egipto?